Get Adobe Flash player

Argentina y la Unión Soviética, un solo corazón

Sociedad
“El gobierno es el único responsable de la marcha de la economía”
b_650_1000_16777215_0___images_stories_4_img_5435_baja.jpg

Por Ricardo Aronskind

Pregunta: ¿la Argentina es, en realidad, la Unión Soviética? ¿es, acaso, un país que detenta la propiedad estatal de los principales medios de producción (fábricas, tierras), un país con una economía centralmente planificada, donde el estado fija los precios, establece las cantidades a producir, y determina las prioridades sociales?. Hasta donde yo sé, creo que no. Parece necesario aclarar que Argentina no es la URSS. Hasta este punto llegamos porque cuando uno escucha hablar a economistas opositores se entera que todos los problemas económicos, todos los malestares y limitaciones, devienen de las decisiones gubernamentales. El Estado sería quien fija todos los precios (y por lo tanto los aumenta), el único que canaliza el crédito (y lo único que financia es a actividades de bajo riesgo), el que decide cuanto y en qué invertir (y por eso invierte poco, y fuga mucho capital al exterior), el que decide cuantos impuestos se pagan (y por lo tanto promueve la evasión fiscal y la economía en negro), el que fija el gasto en ciencia y tecnología (y por eso es escaso en relación a las necesidades de desarrollarse). Todos estos argumentos sólo se sostienen si Argentina es la URSS. Si, en cambio, Argentina es una economía capitalista periférica con grandes sectores oligopolizados y extranjerizados, seguir insistiendo con el "el gobierno" es el único responsable de la marcha de la economía es una absoluta impostura, destinada a borrar la responsabilidad privada en la cuestión central de la marcha de una economía capitalista. Jamás hemos hecho la prueba en nuestro país, ni siquiera en el primer peronismo, de dotar al Estado de todos los resortes claves de la economía, y que cuente con el tiempo y los recursos necesarios para ensayar un salto de calidad en la producción y la distribución. Seguir hablando del estado como si fuera el único protagonista (malo) de la realidad económica, es orbitar en el universo ideológico del "libre-empresismo" que en nuestro caso es de una pobreza de ideas impresionante, para no hablar de lo poco que ha aportado en términos de calidad productiva al desarrollo argentino. No mencionar siquiera el papel crucial del sector privado en la mediocre estructura productiva local, en la pobre inserción internacional de la Argentina, no mencionar a la banca extranjera como instrumento de la economía en negro y la fuga de recursos del país, no mencionar el pésimo funcionamiento del capitalismo global realmente existente y sus efectos regresivos en todo el planeta, no es hacer análisis económico serio, sino panfleto pro-empresario.
 

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar

Anuncio

Últimos tweets


Anuncio
Anuncio
Anuncio

...© Puede Colaborar. 2014....
Todos los derechos reservados.

más información aquí.